h1

Viendo… ‘La Niebla’ (The Mist’; 2007), de Frank Darabont.

3 abril 2008

El Miedo lo cambia todo.

por Atreus.

PhotobucketDurante la noche, el pequeño pueblo de Castle Rock es azotado por una extraña tormenta eléctrica, y a la mañana siguiente, mientras los militares circundan por la zona embutidos en silencio y todo el pueblo se haya totalmente incomunicado, una densa niebla desciende desde las montañas e invade la pequeña población. En la niebla se oculta algo sobrenatural y hostil, y un numeroso grupo de personas son obligadas a refugiarse en el supermercado local presas del pánico y la confusión. Este es el punto de partida del nuevo film del veterano Frank Darabont, después de seis años sin aparecer por las carteleras. Y esta vez se presenta con una obra tremendamente efectiva, sorprendente y emocionante, y cuyo discurso alberga una de las más devastadoras críticas hacia la humanidad que se han visto en el género del cine de terror e intriga.

Darabont, cineasta a quien todo el mundo conoce por ser guionista y director de dos famosísimas y magistrales películas como Cadena Perpetua (1994) y La Milla Verde (1999), ambas adaptaciones de relatos del famoso escritor Stephen King, comenzó en la profesión, sin embargo, a través del cine de terror y fantástico. Con The Mist, Darabont ha vuelto a sus orígenes y al género al que más está ligado por medio de una adaptación de otra de las novelas del mediocre King, esta vez una de las más famosas. Película que al principio yo veía con cierto pesimismo dado lo dañado que está el género actualmente, y que ha resultado ser un profundo y estimulante filme en el que la verdadera naturaleza de la psique humana es meticulosamente diseccionada y puesta en tela de juicio.

Photobucket
“Oye, tú, aclárame esto… ¿Estamos dentro de la tienda y fuera
hay niebla… O estamos fuera, y en la tienda hay cata de porros?.”

En apenas dos horas, Darabont (o King; debo admitir que no he leído la novela original, pero sea como fuere, en esta reseña me referiré al cineasta dado que el argumento viene firmado por él); Darabont -decía- nos planta una radiografía del lado más oscuro de la humanidad, valiéndose para ello, únicamente, del experimento que resulta de formar un heterogéneo microcosmos de personas y encerrarlo en un mismo lugar cercado por lo sobrenatural, por aquello que no son capaces de comprender. Un argumento ya muy manido en este tipo de historias, pero que en esta película se muestra especialmente poderoso dadas las eficaces interpretaciones de todo el elenco de actores y la tridimensionalidad de la mayoría de los personajes, dibujados por Darabont con gran profundidad.

El director rechaza esta vez su habitual estilo de realización preciosista en favor de un tono más de documental y directo, y su cámara se sitúa en todo momento como un habitante más del pueblo, manteniendo al espectador al mismo nivel que ellos gracias al efectivo método de no contarnos nada que ellos no sepan, tal y como sucede en obras recientes como Señales, de Shyamalan (2002) o La Guerra de los Mundos, de Spielberg (2005), y dejando grandes momentos de tensión y acojone bien distribuídos a lo largo del metraje.

Photobucket
“Vale, ya sé que no es el mejor momento… ¡Pero voy a peerme!”

En cuanto el miedo existencial se apodera de los encerrados supervivientes, llega un punto en que se observa un brusco cambio. De repente, la amenaza pasa del exterior del recinto al mismo interior. Aquellos que no optan por ver en su tragedia una suerte de castigo divino y sólo desean buscar soluciones racionales entre todos, liderados por el antihéroe paternal David Drayton (un esforzado Thomas Jane), se ven súbitamente enfrentados por quienes se dejan llevar por los dogmatismos religiosos y por la necesidad imperiosa de buscar culpables a quienes responsabilizar de todos los males de la humanidad, liderados por una insoportable fanática religiosa (la señora Carmody, interpretada por Marcia Gay Harden) dibujada intencionadamente con exageración e histrionismo (a quien no llegara a creerse dicho personaje, le recomendaría una medicina eficaz consistente apenas en visionar ciertos vídeos en YouTube protagonizados por irracionales de esta calaña… y de carne y hueso).

Photobucket
Thomas Jane intenta dar el pecho a su hijo.
Demasiadas hormonas musculosas durante el rodaje de El Castigador

Así, esta meticulosa disección juega con la pesimista parábola de que los verdaderos monstruos de la historia no se hayan ahí fuera, en lo desconocido, sino en cada uno de nosotros, centrándose más en la feroz crítica que hace a la humanidad en todos sus estamentos (militar, político, social, religioso) que en la propia amenaza sobrenatural de la niebla. Una crítica de la que al final no se salva nadie, repleta de bilis y crudeza pero también de objetividad, y que se amplifica hasta niveles crueles en el irónico y desgarrador último tramo de la cinta, que tras dejarnos unas apocalípticas y líricas imágenes que parecen sacadas de los textos del verdadero maestro de la literatura de terror H.P. Lovecraft, y al son de la triste y evocadora canción de Dead Can Dance The Host Of Seraphin, provoca un desagradable abismo de dolor.

The Mist es, en definitiva, una impagable sorpresa dentro del género que gana mucho, muchísimos más enteros en su segunda mitad y especialmente en su mencionado último tramo (diferente al de la novela, según tengo entendido) gracias a la valentía infinita de Frank Darabont por centrarse en el verdadero mensaje y no caer en clichés políticamente correctos (y es por ello que ya consigo contemplar su futuro proyecto, la adaptación de Fahrenheit 451 de Ray Bradbury, con total esperanza). Quizás esta sea la razón de que esta película, estrenada en Norteamérica el pasado Noviembre, esté siendo un completo fracaso de billeteras, también influenciado por una de las distribuciones más nefastas e injustas de la última década. Yo he tenido la suerte de verla en el cine, en una de tantas ocasiones en que se hace justicia a la manida frase “¡menos mal que nos queda Portugal!”, pero inexplicablemente no será estrenada en España hasta el 30 de Mayo. Hasta ese día, recomiendo a todo el mundo esperar pacientemente e ir al cine para admirarla. Pues esta es una película que debe ser apoyada por su valentía.

Photobucket
“-Pues yo veo bastante bien ahora…”
“-Pero si eres ciego…

NOTA FINAL: The Mist es una película originalmente concebida por su director para ser vista en Blanco y Negro, aunque finalmente haya tenido que ceder a las presiones de la distribuidora. De ahí, muy posiblemente, que los efectos especiales digitales sean tan chungos (aunque perfectamente funcionales). Por suerte, su edición en DVD en Norteamérica viene con el montaje en ambos formatos (color y blanco y negro), y para cuando sea distribuído en Iberia, actualizaremos esta reseña con nuestra opinión de la película en su formato originalmente pretendido.

Anuncios

3 comentarios

  1. La peor pelicula que he visto en mi vida, asi de claro.


  2. ( … ) esta es una pelicula fantastica que me juego que dentro de unos años sera un pelicula del culto si no tiempo al tiempo..joder si blade runner recibio palos por todos lados de los criticos y espectadores y ahora es una joya del cine…( … ) ver la puta pelicula y disfrutad..yo no se paara que ( … ) van al cine si de 200 pelis les gusta 10..y gracias..pues yo veo 200 y me gustan 130 joer y me lo paso de bien…y os aseguro que se mas de cine que muchos criticos de postin..

    Nota del administrador: este mensaje ha sido editado por insultos y malos modos. Por favor, mantengamos las formas.


  3. No entiendo como podeís decir esto de “la niebla”, es de las peliculas que ido a ver al cine que mas me han gustado este año, bueno en el 2007 (aún estoy esperando su edición en DVD, que tenia que salir el dia 19 de noviembre y aun no la he visto al videoclub donde voy habitualmente). Lo unico que verdaderamente encuentro extraño en la pelicula es que uno de los personajes, Brent Norton no aparece después de marcharse del centro comercial y lo segundo que el final es un poco confuso y ridiculo.. Pero por lo demás no encuentro objeciones para esta pelicula, los actores son fantasticos, desde Thomas Jane (David Drayton) hasta los extras que salen en la pelicula, los efectos estan mas que bien y el guión y los dialogos son perfectos. No hay nada mas que decir de esta fantastica pelicula en donde salen actores habituales en pelis de Frank Darabont.

    PD: El final debería haber sido diferente desde mi punto de vista…



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: